Celebrando 15 años de Investigación y un nuevo Acuerdo Internacional

El pasado 15 y 16 de Noviembre los países miembro del Proyecto Auger iniciaron una nueva etapa. Representantes de las agencias financiadoras se reunieron para firmar un nuevo Acuerdo Internacional, que permitirá la continuidad por 10 años más del Proyecto Pierre Auger. Esto asegurara la permanencia del Observatorio en Malargüe, con una mejora de los instrumentos de medición y financiación para continuar con la investigación.

 

El Observatorio Pierre Auger es el más grande del mundo en la exploración de rayos cósmicos. Más de 500 científicos de 16 países han estado trabajando juntos desde 1998 para dilucidar el origen y propiedades de las partículas más energéticas que llegan a nosotros desde el Cosmos.

Los resultados del Observatorio Pierre Auger han generado nuevos conocimientos en relación al origen y la naturaleza de los rayos cósmicos de altas energías. Uno de los resultados más importantes es que el flujo de rayos cósmicos de altas energías decrece en forma abrupta a las más altas energías (7 órdenes de magnitud mayores que las energías de los protones que circulan en el LHC, el Gran Colisionador de Hadrones del CERN). Esta disminución del flujo podría deberse a efectos de propagación de los rayos cósmicos por el medio intergaláctico o a que se agota la capacidad de las fuentes de producir partículas más energéticas.

La extensión del Observatorio promueve una mejora en los 1660 detectores de superficie ya existentes, con nuevos detectores de centellelo, que permitirán separar en forma más eficiente la componente electromagnética de la muónica en la cascada de partículas. Esto permitirá determinar la masa de los rayos cósmicos primarios. Se usará también una electrónica más potente y más rápida, que mejorará la calidad de los nuevos datos del Observatorio.